Nuevo concepto del iPhone mini con carcasa de plástico translúcido

Mientras aún existe la duda de si se hará o no realidad eliPhone “mini” o “barato”, los diseñadores no dejan de sorprendernos con nuevas recreaciones de lo que podría llegar a ser. La última nos presenta un iPhone con chasis de plástico inspirado en las coloridas carcasas translúcidas de los iMac de finales de los 90.

Nickolay Lamm y Matteo Gianni han cogido algunos de los rumores que circulan sobre el iPhone mini y han creado diferentes representaciones de cómo sería este terminal con una carcasa de plástico translúcido de colores. Para ello han recordado los míticos iMac G3 de 1998 y MacBooks de la época que ofrecían esta llamativa apariencia con coloridas carcasas que dejaban ver el interior de sus circuitos. Además, ambos desarrolladores han tomado como base de su concepto los redondeados contornos del iPod Touch actual, que recordemos tiene cuerpo de aluminio también en diferentes tonalidades.


Una estética de hace más de una década ¿funcionaría ahora?
No sabemos si Apple rescatará esta estética, que quizás sólo guste a los nostálgicos de la marca de la manzana mordida, pero lo que si es cierto es que tiene mucha experiencia en ella y seguro que Jony Ive aún recuerda, como indica la biografía de Steve Jobs, sus visitas a fábricas de caramelo para imitar su estética en los productos de la empresa de Cupertino.


Este cambio de diseño es sin duda uno de los rumores más persistentes sobre el iPhone Mini que también podría recuperar así el éxito entre el público más joven que, según encuestas de los últimos meses, ya no encuentra ese efecto “cool” entre los productos con el logo de la manzana. Recordemos que la razón de dotar de plástico de colores los iMacs de hace más de una década, como también se indica en el libro de Walter Isaacson, fue hacerlos más atractivos para el consumidor en una época en la que todo eran grises.


Lo cierto es que del iPhone mini no hay ni un indicio de que sea una realidad
Sea como fuere, la realidad es que más allá de la certeza de que Apple, en algún momento del año, sacará un sucesor del iPhone 5 – que todo el mundo da por hecho que será el iPhone 5S – nada se sabe sobre las intenciones de bajar a la gama media con sus productos. Muchos indican que la empresa californiana, a tenor de la pujanza de sus competidores no tiene más remedio que lanzar este producto y que el iPad Mini es un antecedente significativo.

Está por ver que esto sea cierto pero, y esto es ya la humilde opinión del que escribe, un terminal económico con el diseño que proponen Lamm y Gianni podría no sólo ser un producto interesante sino un posible éxito para remontar las ventas globales de Apple en 2013 amenazadas por los grandes contrincantes que tiene en Samsung Galaxy S4, Sony Xperia Z o HTC One en la gama más premium.

No hay comentarios:

Publicar un comentario